Arranca la temporada de alergias de invierno

Ourense registra niveles rojos por polen. Madrid, Guadalajara, Tarragona, Valencia, Albacete, Granada y Cádiz, en amarillo

ElTiempo.es

ElTiempo.es

Primera semana con índices polínicos elevados en varias provincias. Aunque aún estemos en enero y la temporada de pólenes se concentre en primavera, hay que destacar que existen varias alergias importantes en los meses más fríos del año.

Según la Sección de Polen de Eltiempo.es, Ourense alcanza ya niveles altos de concentración por alisos, mientras que Albacete, Cádiz, Granada, Guadalajara, Madrid, Valencia y Tarragona se encuentran ya en amarillo.

Así, los alérgicos a las cupresáceas y a este tipo de polen han podido notar ya síntomas de alergia desde principios de diciembre, especialmente en el centro peninsular. Este es el tipo de polen que más impacto tiene en la temporada de invierno y el incremento de temperatura media en estos meses con respecto a años anteriores hace que su presencia sea aún más elevada.

La razón es que este aumento de temperaturas ha aumentado el periodo de polinización de este tipo de plantas, ampliando su periodo de incidencia tanto al inicio como al final de su época habitual. 

Los cipreses, los alisos y otro tipo de cupresáceas tienen su mayor incidencia en los meses de invierno

Por otro lado, cada vez es más frecuente encontrar plantas como las arizónicas en nuestras ciudades, ya sea en espacios comunes de urbanizaciones o en parques y jardines urbanos. La mayor presencia de este tipo de plantas provoca, consecuentemente, que haya más polen y por tanto más alergia. 

En cuanto a la sintomatología de las alergias en invierno 2022, los cuadros más frecuentes se caracterizan por la presencia de picor en los ojos y las vías respiratorias, rinoconjuntivitis e incluso el asma en algunos pacientes.

VÍDEO: CALENDARIO DE TIPOS DE POLEN SEGÚN LA ÉPOCA DEL AÑO

¿Cómo será esta temporada de alergias?

Este año 2020 la previsión de alergias de invierno se espera con una intensidad moderada, aunque aún es pronto para hacer vaticinios fiables. La intensidad de las alergias se determina en gran medida por las condiciones climatológicas, especialmente por la pluviosidad estacional. Este otoño de 2021 en la zona de Madrid, las lluvias han estado por encima de la media mientras que en lo que llevamos de invierno ha estado por debajo. 

Las llamadas lluvias de germinación en los meses más fríos facilitan el nacimiento de la planta y su desarrollo durante el otoño y el invierno, que es cuando germinan las semillas de las gramíneas. 

Diferenciar las alergias de invierno del COVID-19

Fiebre, cansancio y tos seca son los síntomas principales del coronavirus. Sin embargo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS) la congestión nasal, la rinorrea y el dolor de garganta también podrían ser señales del virus. La presencia de estos síntomas es, en muchos casos, compartida con la alergia común. 

El previsible aumento del polen de los próximos meses podría hacer que los pacientes confundan los cuadros sintomáticos de ambas afecciones. Una buena forma de distinguirlas es comprobar si se presentan todos los síntomas principales del COVID-19 o si los síntomas coinciden con un periodo de alta polinización