El tiempo el fin de semana: las lluvias y el deseado alivio térmico llegan a muchas zonas

Aún en el este peninsular, las temperaturas seguirán muy altas, alcanzando incluso los 44ºC.

Marta Almarcha

Marta Almarcha

Este fin de semana llegan por fin los cambios, con precipitaciones en muchas zonas del país y también con un descenso de las temperaturas casi generalizado.

En los últimos días, la presencia de una DANA situada al oeste de la península, había favorecido un aumento de la inestabilidad en zonas del noroeste, con más tormentas y precipitaciones. Esa DANA se aproximará al noroeste de la península en las próximas horas y recorrerá el norte durante el fin de semana. 

Sábado: chubascos y tormentas en amplías zonas de la península

El sábado será la jornada más inestable de toda la semana. Esperamos chubascos y tormentas en amplias zonas de la península que en zonas del centro pueden ser fuertes, así como en los sistemas montañosos del norte y del este.

El domingo sí que irán a menos, con la DANA alejándose por el norte. Los chubascos quedarán localizados en el Cantábrico más oriental, también en el área de los Pirineos y más débiles en buena parte de Aragón y Cataluña. La tarde del domingo también se esperan chaparrones más débiles en el interior de la Comunidad Valenciana, de Murcia y en el entorno de las Béticas.

El lunes 15 de agosto se espera una tregua de las lluvias

El lunes, jornada festiva en España, se espera una tregua ya que el martes, la llegada de una borrasca atlántica traerá más inestabilidad. Chubascos y tormentas el lunes por la tarde en los Pirineos, más fuertes en el catalán y algún chubasco en la Cantábrica y el interior de Castellón.

En cuanto a las temperaturas, llega el ansiado alivio térmico. El fin de semana, el calor aún será muy intenso en el área mediterránea, aunque en el resto del país, irán bajando ya desde el sábado. En general, a partir del sábado en pocas zonas del interior peninsular se alcanzarán los 35ºC, aunque en Murcia aún se podrán alcanzar los 44ºC.

El domingo volverán a bajar de forma casi generalizada y el lunes, tan solo en puntos del sudeste peninsular, en el valle del Ebro y zonas de Mallorca, se superarán los 35ºC.

En el resto del país, el calor ya será mucho más llevadero coincidiendo con el fin de la canícula.