El volcán Mauna Loa, en Hawái, entra en erupción

Se trata del volcán más grande del mundo, pero no por ello el más peligroso, ya que sus erupciones no son explosivas.

ElTiempo.es

ElTiempo.es

El pasado 28 de noviembre a las 10:30 (hora peninsular), el volcán Mauna Loa, considerado el volcán más grande del mundo (su nombre significa «Montaña Larga«) y ubicado en el archipiélago volcánico de Hawái, entró en erupción. Lo hizo 38 años después de su última actividad volcánica, en 1984. Año en que la erupción se alargó durante tres semanas.

Tal y como comenta Nahúm Méndez, experto vulcanólogo y conocido en Twitter como @ungeologoenapuros, «la erupción del Mauna Loa dio comienzo en la caldera del volcán (una gran depresión situada en el mismo).»

Mauna Loa
Fotografía del cráter de un volcán, elemento muy común en los volcanes hawaianos. Fuente imagen: Pixabay

«Unas horas después, migró hacia el Noreste. Aunque no supone un erupción peligrosa para las poblaciones situadas alrededor del Mauna Loa, los equipos científicos siguen vigilándola de cerca, por si hubiese algún cambio.»

Así mismo, Nahum explica que «en la actualidad no se ha publicado ninguna orden de evacuación. Sin embargo, sí se ha avisado a los ciudadanos que estén atentos por si hubiese una caída de cenizas o un empeoramiento de la calidad del aire

¿Cuántos volcanes activos hay en Hawái?

El archipiélago hawaiano es un conjunto de islas volcánicas. Todas ellas se originaron, hace cientos de miles de años, por la acción de volcanes. En Hawái, la isla más grande de todas (su nombre significa «Isla Grande»), hay tres volcanes activos. Uno de ellos es el Mauna Loa. El segundo es el Kilauea, que se encuentra en erupción constante desde el año 1983.

El tercero de ellos es el más peculiar, ya que se encuentra bajo el mar. Recibe el nombre de Loihi y se encuentra en erupción desde 1996. Cabe destacar que si algún día este monte consiguiera alcanzar la superficie sumaría una isla más al archipiélago hawaiano.

¿Es peligroso el volcán Mauna Loa?

El volcán Mauna Loa es más grande de la Tierra. Tanto en volumen (75.000 km²), como en superficie (5271 km²). Teniendo en cuenta estos datos, uno podría pensar que resulta muy peligroso. Sin embargo, sus erupciones no tienden a ser explosivas, que son las más peligrosas y las que más energía liberan.