Secciones

Polvo Sahariano


¿Qué es el polvo sahariano?

Se trata de material particulado suspendido en la atmósfera procedente del desierto del Sáhara y que es transportado por el viento hacia otras regiones.

Su presencia en la atmósfera provoca que el cielo adquiera una cierta turbidez, llegando a reducir considerablemente la visibilidad en algunos casos. Además, son frecuentes los atardeceres con cielo amarillento o rojizo en presencia de polvo en suspensión.

Cuando se producen precipitaciones en presencia de polvo en suspensión, tenemos deposición húmeda del polvo en forma de lluvia de barro (o lluvia de sangre). Cuando la concentración de partículas es muy elevada, puede darse deposición seca, cayendo las partículas por gravedad a la superficie.

Comúnmente, a una invasión de polvo sahariano se le conoce con el nombre de calima o, simplemente, polvo en suspensión. No obstante, puede existir calima (partículas sólidas muy pequeñas en suspensión) generada por otro material particulado de distinto origen (fábricas, incendios, etc). En concreto, el polvo sahariano constituye la calima tipo A o calima natural.

¿Cuál es su composición?

El polvo sahariano está formado por distintos compuestos minerales que se encuentran en la superficie de la arena del desierto.

Mayoritariamente están presentes silicatos (moscovita, cuarzo, caolinita, etc) y carbonatos (como la calcita o la dolomita).

¿Cómo llega a España y cuándo desaparece?

En España el lugar donde es más frecuente la presencia de polvo sahariano son las Islas Canarias. Ésta aparece cuando los vientos del este consiguen arrastrar el polvo del desierto, dejando un cielo turbio y una malísima calidad del aire en las islas (especialmente las más orientales). El fenómeno es más habitual durante el invierno en el archipiélago.

Sin embargo, las invasiones de polvo sahariano también son relativamente frecuentes en la Península Ibérica, especialmente en la mitad sur y este peninsular. Aquí estos episodios tienen lugar con la proximidad de una profunda vaguada al oeste que impulsa vientos del sur procedentes del norte de África y que arrastran el polvo. También pueden darse cuando una DANA se sitúa en el norte del continente africano, canalizándose vientos del sureste que además pueden dejar lluvias de barro.

La calima debida al polvo sahariano desaparece cuando giran los vientos y se produce un cambio de masas de aire, desplazando el polvo hacia otras zonas.

¿Cómo se mide y cómo se predice el polvo en suspensión?

Todo este tipo de partículas pequeñas en suspensión entran dentro de los grupos PM10 y PM2,5 (material particulado inferior a 10 micras y a 2,5 micras de diámetro, respectivamente), comúnmente medidos para conocer la calidad del aire. Por tanto, se utilizan estos registros para hacernos una idea de la concentración de polvo sahariano en la atmósfera.

El polvo en suspensión tiende a empeorar los índices de calidad del aire, especialmente el índice PM10. En España, el valor límite diario de PM10 a partir del cual es perjudicial para la salud se establece en 50 µg/m3. En casos como en el episodio de calima de marzo de 2022 se llegaron a alcanzar valores de hasta 1000 µg/m3 en amplias zonas de la Península.

Por otro lado, gracias al Barcelona Dust Forecast Center, gestionado por la AEMET y el Barcelona Supercomputing Center, se pueden conocer las previsiones diarias de polvo en suspensión para Europa.

Beneficios y perjuicios del polvo sahariano

Los efectos negativos del polvo sahariano en suspensión están relacionados con el empeoramiento de la calidad del aire.

Esto provoca efectos directos en la salud como son problemas respiratorios e irritación de las mucosas, principalmente. Además, si la concentración es elevada puede llegar a dificultar enormemente la respiración en algunas personas o incluso crisis de ansiedad.

No obstante, mucha gente desconoce que los episodios de calima asociados a invasiones de polvo sahariano también tienen su lado positivo. Su contenido de sales minerales y metales actúa como fertilizante natural para la agricultura y la pesca en las zonas donde se depositan estas partículas.

¿Cómo protegerse ante una invasión de polvo sahariano?

Cuando tiene lugar este fenómeno en altas concentraciones, se recomienda salir de casa lo menos posible y siempre usando mascarilla, para evitar inhalar estas partículas. Igualmente se recomienda evitar la actividad física en el exterior.

En los espacios interiores es importante mantener cerradas las ventanas.

Te puede interesar: