¿Qué es la energía eólica?

María José Montesinos

María José Montesinos

La energía eólica es la que se produce a partir del viento, aprovechando el movimiento de las masas de aire, o masas cinéticas.

Es lo primero que se debe aclarar cuando nos preguntamos qué es la energía eólica. Pero el sol también juega un importante papel en la generación de esta fuente de energía verde.

energía eólica
La energía eólica aprovecha la fuerza del viento. Fuente: Pixabay

Es la radiación solar la que calienta la atmósfera y hace que la temperatura sea diferente en unas capas y otras. El aire caliente, que es más ligero, se eleva, y su sitio lo ocupa el aire frío que, al ser más pesado, acaba debajo. Con ese movimiento se crea el viento, cuyo aprovechamiento generará la energía eólica.

¿Qué es y cómo funciona la energía eólica?

La energía eólica, como tantas cosas de nuestro vocabulario, tiene su origen en la lengua griega. En concreto, Eolo era el dios del viento en la mitología griega. Vivía en una isla, podía desplazarse por el Mediterráneo, y tenía el poder de desatar las tempestades y de detenerlas.

energía eólica
La energía del viento permite obtener electricidad. Fuente: Pexels

Aunque el viento nos parece algo inmaterial y sin cuerpo, en realidad el viento tiene masa. Esa masa, al moverse, genera energía cinética de la que se puede obtener electricidad. Se trata de una fuente de energía limpia e inagotable, que prácticamente no genera emisiones de gases de efecto invernadero.

¿Cómo se produce la energía eólica?

¿Cómo se consigue, en la práctica, que el viento se transforme en electricidad? Esa transformación se logra a través de los aerogeneradores, esos grandes aparatos que conocemos también como molinos. Las turbinas y las palas son los elementos fundamentales de estos aerogeneradores.

Las palas del aerogenerador van conectadas a un rotor, que transforma el movimiento en potencia.

El viento mueve las palas del molino, que están unidas a un rotor, situado en la turbina. Al ser empujadas, esas aspas (que giran entre 12 y 20 revoluciones por minutos) hacen dar vueltas al rotor y este, a través de un tren de potencia, transforma ese movimiento en energía eléctrica.

El proceso se completa con su paso a corriente alterna, gracias a un convertidor.

energía eólica
La rotación de las helices hace girar el rotor. Fuente: Pexels

Desde el punto de vista técnico cabe decir que la rotación de estas hélices gigantes da como resultado una energía eléctrica de baja tensión.

Es transportada hasta un transformador que la eleva entre 20 y 60 kV, a fin de que pueda ser conducida hasta una subestación que la trocará en corriente de alto voltaje, que es la que sale por nuestros enchufes.

Una energía que se usa desde la antigüedad

En la antigüedad, los molinos de viento también aprovechaban el giro de sus aspas para producir energía mecánica, con la que se molía el trigo para hacer harina o las olivas para hacer aceite. Los modernos aerogeneradores transforman esa fuerza aerodinámica en energía eléctrica.

Los antiguos molinos usaban la fuerza del viento de manera mecánica. Fuente: Pixabay

Sólo se pueden aprovechar las corrientes de aire horizontales, no las que se mueven de forma vertical. El volumen de electricidad producido dependerá de factores tan diversos como la longitud de las aspas, el tamaño de la turbina y del rotor, la velocidad que alcance el viento o la ubicación del aerogenerador.

Los aerogeneradores son cada vez más altos, y con unas palas más largas.

Los molinos han ido ganando en potencia y en tamaño. En la actualidad no son raros los que alcanzan más de 100 metros de altura mientras que las palas oscilan entre los 25 y los 80 metros de longitud.

energía eólica
Los molinos se agrupan en parques eólicos. Fuente: Pexels

Los lugares en los que se da una fuerte presencia del viento se aprovechan para instalar un número más o menos grande de aerogeneradores que, todos juntos, forman un parque eólico. Existen parques eólicos terrestres y marinos.  

¿Dónde se utiliza la energía eólica? Parques eólicos marinos y terrestres

Los parques marinos son mucho más costosos de construir, pero también proporcionan mayor rendimiento eléctrico, ya que el viento es entre un 30 y un 50% mayor en el mar que en la tierra.

Dinamarca fue la primera en construir un parque eólico marino, ‘Vindeby’, que comenzó a construir en 1991, y actualmente el país cubre el 25% de su consumo eléctrico a través de la eólica.

energía eólica
El viento es más fuerte en el mar que en tierra. Fuente: Pexels

En España, el Ministerio de Transición Energética y Reto Demográfica está en fase de estudio para la posible instalación de parques eólicos marinos.

Aunque nuestro país cuenta con casi 8.000 kilómetros de costa, apenas existe plataforma continental, por lo que el fondo marino es demasiado profundo, lo que hace muy difícil y costoso la instalación de aerogeneradores.

La energía eólica, la principal fuente en España

Durante el pasado año 2021, la energía eólica fue la principal fuente de generación eléctrica en España, aportando más del 23% de la producción.

En 2020, la eólica cubrió casi el 22% de la demanda eléctrica, situándose como la segunda fuente en generación de electricidad, según la Asociación Empresarial Eólica (AEE).

En todo el mundo crece la instalación de energía eólica. Fuente: Pexels

En el mundo, la energía eólica instalada creció en 2020 un 53%, y se situó en los 743 gigawatios, según los registros del Global Wind Energy Council (GWEC).

Ese ejercicio de 2020 ha resultado ser hasta ahora el mejor año de la historia para la industria eólica mundial, ya que la capacidad instalada creció 93 gigavatios en esos doce meses. España se encuentra entre los primeros productores mundiales, solo por detrás de China, Estados Unidos, Alemania e India.

La energía eólica es más limpia y sostenible, y la naturaleza nos la brinda de manera gratuita e inagotable.

Ventajas y desventajas

La energía eólica no solo es más limpia y sostenible que la obtenida de combustibles fósiles, también es más barata, y la naturaleza nos la brinda de manera gratuita e inagotable.

Además, se trata de una tecnología ya muy desarrollada, por lo que el coste de las infraestructuras para aprovecharla es también muy competitivo.

Nos permite contar con fuentes de energía propios y ser menos dependientes del petróleo o el gas, y es una manera de disponer de energía en aquellos lugares alejados de las redes eléctricas.

energía eólica

Por otra parte, la energía eólica también tiene sus desventajas, en forma de efectos secundarios negativos. Uno de los más importantes es el daño que produce entre la avifauna, especialmente entre las grandes rapaces.

Cadáveres de buitres, águilas, milanos… aparecen a veces a los pies de los aerogeneradores tras morir por colisión con las aspas.

Algunos territorios creen que sufren una concentración excesiva de parques eólicos.

Igualmente se ha producido un movimiento social que alerta de la concentración de los parques eólicos en algunos territorios. Especialmente los de la llamada ‘España vaciada’, donde piden que sus paisajes no se llenen de molinos, ya que se ha denunciado que algunos incluso se han instalado en áreas naturales protegidas.

NOTICIAS RELACIONADAS