Secciones

Mesosfera


¿Qué es la mesosfera y cuáles son sus características?

La mesosfera es la capa de la atmósfera que se sitúa por encima de la estratosfera y por debajo de la termosfera, desde unos 50 km hasta unos 80 km de altitud. Su límite inferior lo constituye la estratopausa, mientras que el límite superior es la mesopausa.

Se trata de una capa de la atmósfera muy poco densa, conteniendo únicamente alrededor del 0,1% del total de la masa de aire atmosférico.

Al igual que en la troposfera, la temperatura disminuye a con la ganancia de altitud en la mesosfera, de manera que en la parte superior de ésta se alcanzan las temperaturas más bajas de la atmósfera, llegándose hasta -80°C o valores aún inferiores.

En la mesosfera, los gases no se encuentran estratificados según su masa (como si ocurre en la estratosfera, por ejemplo) sino mezclados, de manera que se trata de la capa más alta de la atmósfera en la que esto sucede.

Los gases principales que la conforman son el oxígeno, el dióxido de carbono y el nitrógeno, en proporciones similares a las de la troposfera, aunque con un menor contenido de vapor de agua (prácticamente inapreciable) y un mayor contenido de ozono.

¿Qué fenómenos ocurren en la mesosfera?

En esta región tienen su origen dos fenómenos naturales bastante llamativos: las ‘estrellas fugaces’ o lluvia de meteoros y las nubes noctilucentes.

A la altura de la mesosfera es donde se produce la desintegración de los meteoritos u otros cuerpos, provocando unos destellos luminosos conocidos como estrellas fugaces.

Los meteoritos pueden atravesar sin problema las capas más externas de la atmósfera (exosfera y termosfera), pero al llegar a la mesosfera, el mayor contenido de gases causa fricción y hace arder estos cuerpos.

Por otro lado, el polvo que queda al desintegrarse un meteorito provoca que el escaso vapor de agua presente en esta región se adhiera sobre él en forma de hielo dando lugar a unas finas nubes brillantes y de aspecto grisáceo o azulado conocidas como nubes noctilucentes.

Estas nubes también se conocen como nubes mesosféricas polares, pues normalmente solo dejan verse en latitudes altas (aunque se han visto en bastantes ocasiones en España) y en ciertos momentos del día y del año, normalmente en verano justo antes del amanecer o después del ocaso.

Te puede interesar: